Garantía y reparaciones

Leine & Linde no repara ningún producto. Cuando se aprueba la garantía, sustituimos el producto por una unidad nueva de forma totalmente gratuita. 

Importante: Tenga en cuenta las Condiciones básicas que se indican más adelante.

Como parte de nuestro continuo esfuerzo para mejorar nuestros productos y el modo en que nuestros clientes los utilizan, ofrecemos dos niveles de seguimiento de defectos:

  1. Análisis
    Se lleva a cabo un análisis inicial que incluye la inspección y la comprobación de funciones del producto devuelto con el propósito de determinar si se debe aceptar la devolución como una reclamación. El resultado se presenta en un informe 8D en el que se indica al cliente los pasos que se han de tomar.

  2. Inspección técnica
    Si el cliente lo solicita, podemos llevar a cabo una investigación técnica más exhaustiva para determinar la causa del defecto. Este servicio tiene un coste de 170 EUR para el cliente. Se elabora un informe técnico detallado. Dicho informe se emite por medio del contacto de ventas del cliente. 

¿Desea devolver un producto de Leine & Linde para llevar a cabo un análisis o una inspección técnica? Póngase en contacto con su distribuidor o con su oficina de ventas local.

Condiciones básicas

Para llevar a cabo la comprobación de las funciones, el encoder o el producto debe devolverse en un estado tan íntegro como resulte posible. Si se desmonta el producto, se pueden destruir pistas importantes que indiquen como se produjo un error determinado. Evite desmontarlo puesto que puede derivar en una interpretación incorrecta de la causa del fallo.

Durante el análisis o la inspección técnica, se someterá al producto a un proceso de desmontaje, comprobación e investigación parcialmente destructivo. La finalidad de este proceso es identificar cualquier fallo ocasionado por un desgaste inusual, el entorno, etc. que de otro modo no podría determinarse. En consecuencia, los productos que se envían a Leine & Linde con el propósito de someterlos a una inspección no se pueden volver a utilizar y, por lo tanto, no se devolverán al cliente. Se almacenarán durante un tiempo (un mes como mínimo) y posteriormente se desecharán de un modo respetuoso con el medioambiente.

Si el cliente o un tercero ocasionan daños considerables al producto, nos reservamos el derecho a oponernos a realizar el análisis o la inspección técnica. En ese caso, se invitará al cliente a que adquiera un encoder nuevo.

Desea contactar

Envíe sus datos y nos pondremos en contacto con usted en breve.